viernes, 5 de abril de 2013

¿Nos alcanza con el petróleo a cien?

viernes 5 de abril de 2013  12:00 AM
En estos días escuché a alguien decir que nuestra economía es "perfectamente manejable" (cualquier cosa que eso signifique) con el barril de petróleo por encima de cien dólares, siempre y cuando se administren "de forma transparente" y "bajo la tutela del BCV". Yo no quisiera argumentar aquí a favor o en contra, sino más bien presentar las consideraciones que deben hacerse antes de asegurar algo así. Y es que hay ya demasiadas incógnitas y muy pocas ecuaciones en las cuentas de la economía venezolana como para tener alguna certeza. 

Según el BCV, en 2012 las exportaciones públicas alcanzaron 96.780 millones de dólares. Supongamos que ese es el presupuesto del que dispone el gobierno para hacerle frente a la demanda de divisas de la nación. De acuerdo con nuestra balanza de pagos, las importaciones del propio gobierno se llevaron nada menos que 34.298 millones (35%). Uno suele concentrarse en las importaciones públicas de bienes (que alcanzaron en 2012 la cifra récord de 23.172 millones de dólares) y no en las de servicios. Pero desde hace ya algunos años estas últimas vienen creciendo de forma acelerada, hasta alcanzar en 2012 los 11.126 millones de dólares. 

Las asignaciones a Cadivi se llevaron en 2012, 32% de ese presupuesto (31.145 millones de dólares). Al menos en teoría, esas asignaciones deben haber ido a pagar por 72% de la cifra récord de 43.205 millones de dólares en importaciones privadas. De manera que, llegados aquí, hemos dispuesto del 67% del presupuesto público de divisas. El servicio de deuda pública se ha llevado un 8% adicional, lo que nos dejaría con 25% del total de presupuesto disponible, nada menos que 24.195 millones de dólares. Aun restando los 19.500 millones enviados a Fonden, el gobierno debería tener todavía unos 4.070 millones de dólares que podrían haber aumentado nuestras reservas. Siendo así, ¿por qué estamos sometidos a este racionamiento draconiano de divisas? 

La respuesta tiene diferentes aristas. Después de todo, las cuentas no son tan nítidas como se han presentado aquí. Sabemos que una cifra entre doscientos cincuenta y trescientos mil barriles diarios no se cobran. Otros más de seiscientos mil barriles están amparados bajo el paraguas del acuerdo con China, y aunque sí se cobran, son administrado extra presupuestariamente por Bandes. ¿Qué se está pagando con eso? Más aún, ¿qué se está pagando desde Fonden? Son más de 102.500 millones de dólares de Fonden y otros 37.500 millones de China acumulados en estos años de cuyo destino sabemos bastante poco. ¿Son gastos extraordinarios o recurrentes? ¿Qué compromisos hemos adquirido? No lo sabemos. Por último, sabemos que es más que probable que la exportación petrolera se encuentre muy por debajo de los 2,45 millones de barriles al día implícitos en nuestra balanza de pagos. Siendo así, con todas estas incógnitas, se hace muy difícil precisar si los cien dólares por barril serán suficientes. Lo que si está claro es que sin alterar las condiciones que provocan la demanda de divisas, el pánico, la expropiación, la falta de protección a la inversión y el vandalismo contra la empresa privada, no creo que nos alcance ni con el barril a cien ni tampoco a doscientos. 

@miguelsantos12